De profesión, cooperante

REPORTAJE 1 FEBRERO/ V.BARRIGA

En los últimos meses, miles de personas han salido a la calle por los recortes que se están llevando a cabo por el gobierno español en materia educativa y sanitaria. La reducción en el gasto público en materia hospitalaria está poniendo en peligro el futuro de esa asistencia hospitalaria pública, garantía de derecho desde el año 1986 cuando se creó la ley General de Sanidad. En muchos casos se está produciendo una disminución efectiva de la capacidad asistencial de los centros que acaba produciendo un peor funcionamiento del sistema. En concreto, se están reduciendo el número de camas por paciente y las listas de espera en cirugía son mucho más largas. La crisis ha llegado a los hospitales europeos y españoles, pero ¿y qué pasa con los del Tercer Mundo? .

En el informe anual de la OMS emitido en el año 2006, se muestra que 57 países  pasan por lo que llaman una “crisis de personal sanitario”, es decir, que cada mil personas, no hay los 2,28 miembros del personal sanitario necesarios. En la región de África sólo hay dos médicos por cada 10.000 habitantes, frente a los 32 de Europa. Estos países son incapaces de prestar de forma sostenida servicios básicos que salvan vidas.  Muy pocas veces se logra erradicar del todo enfermedades que en los países desarrollados ya son historia.

Existen muchas organizaciones no gubernamentales que desarrollan su labor humanitaria en estos países para mejorar la calidad de vida de las personas en riesgo de exclusión social.  La cooperación internacional ha logrado que las poblaciones menos desarrolladas cuenten con un sistema de salud en algunas zonas donde miles de personas se mueren de hambre día a día. La asociación valenciana ACOEC, una de las asociación más conocidas por su labor humanitaria, está conformada por profesionales de diferentes ámbitos, pero principalmente del sanitario ya que “es importante que se cuente con algún tipo de formación médica para ser cooperante en esta materia”, resalta Gonzalo Pareja, técnico de proyectos de la organización. Sin embargo, hay voluntarios que han viajado con la asociación y que “no han contado con formación médica pero han participado en la ejecución de los proyectos”, comenta el técnico.

Uno de los proyectos más importantes llevados a cabo y también uno de los más antiguos es el del fortalecimiento de la red sanitaria del Cantón Paute en Ecuador. Además, tienen un convenio de colaboración desde marzo del año 1999 con el Cuerpo de Bomberos Voluntarios de la ciudad con el fin de impulsar el dispensario y dar atención médica a las comunidades. También, realizar cursos de Educación y Formación en Salud dirigido tanto a los bomberos como a los líderes comunitarios.

“Lo más duro de ser cooperante es enfrentarse a situaciones muy duras como la pobreza extrema o la violencia de género”, explica María Bodelón, directora de Semilla para el Cambio. Actualmente, la figura del cooperante está reconocida como profesión. Asimismo, Cruz Roja a través de sus cursos online y de la Universitat Oberta de Catalunya, ofrecen la formación necesaria para toda persona que quiera desarrollar su labor en proyectos de cooperación internacional y acción humanitaria en países subdesarrollados.

“No todo el mundo puede ser cooperante”, subraya María Bodelón.  La valentía y el saber adaptarse a las situaciones extremas son cualidades que un voluntario debe conservar en todo momento. No obstante, “a veces la gente que más miedo tiene, se adapta inmediatamente y puede contribuir mucho en el desarrollo y mejora de los proyectos”, remarca.

¿Profesión de riesgo?

Marta es una joven licenciada en ambientales que realiza sus prácticas del master de cooperación de la Universidad de Castilla la Mancha en unos de los proyectos de la fundación IPADE en Perú. Para ella, esta profesión es como otra cualquiera, aunque “conlleva un riesgo para la persona”, dice.

En los últimos años, los secuestros a cooperantes que se encontraban realizando su labor en sus correspondientes países, ha estado en primera línea informativa. No hay que olvidar que los secuestros a voluntarios de la Asociación de Amigos Saharauis ha puesto en entredicho  las condiciones de seguridad en las que se encuentran estas personas. En esta asociación, dos cooperantes fueron secuestrados en un campo de refugiados cerca de Tinduf (Argelia). A estos hechos, otros tantos se han ido sumando hasta llegar a un total de 53 cooperantes españoles secuestrados en 15 años.

Con el fin de evitar estos casos, casi todas las organizaciones obligan a los cooperantes antes de marcharse a que cumplan con unas normas de seguridad.

Cooperantes españolas secuestradas en El Sáhara

El secretario de la Asociación Profesional de Cooperantes (APC), Álberto Gómez, destaca la necesidad de que todas las organizaciones que vayan a desarrollar un proyecto “instalen un protocolo de seguridad para todos sus integrantes”, comenta. Y es que el propio Estatuto del Cooperante, recoge en su artículo 3, la necesidad de cumplir con las normas de seguridad expuestas por cada asociación.

Existen una serie de normas generales y de obligado cumplimiento para todos los cooperantes. Éstos, nunca pueden conducir un vehículo ya que siempre deben hacerlo con un conductor profesional. También, se tiene un horario que cumplir respecto el regreso a casa de la ONG, además de que siempre se ha de llevar un teléfono o encima o evitar frecuentar lugares públicos.

Gracias al llamado seguro colectivo implantando por el Estatuto del Cooperante, parece que facilita la incorporación al mercado laborar a los cooperantes, para que tras su labor en el extranjero, puedan llegar a España sanos y salvos.

En definitiva, cuesta entender los ataques hacia los miles de cooperantes que acuden cada año a intentar mejorar los países más desfavorecidos. La responsable del departamento de Selección de Recursos Humanos de Acción Contra el Hambre, Silvia Campanini, comenta que el problema es que “si siguen con estos ataques los perjudicados serán los beneficiarios de la misión”.

DESPIECE 1: https://inextremisrevista.wordpress.com/?p=227&preview=true

DESPIECE 2: https://inextremisrevista.wordpress.com/?p=229&preview=true

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s